domingo, 12 de mayo de 2013

Tercera Dimensión: Un proyecto integrador

 
 
Armar un centro de jubilados parece muy sencillo, nunca lo es, menos para  quienes generamos TERCERA DIMENSIÓN.   Formamos un grupo intelectualmente inquieto. Varios de  quienes lo generamos venimos del campo de la salud, de las humanidades,  del urbanismo y comprendemos las preocupaciones y alegrías de los adultos mayores, no sólo porque somos congéneres, sino por la práctica profesional.  


No queríamos un espacio, en el que las personas vegetaran, matando las horas. No queríamos tampoco que los socios se reunieran exclusivamente por la propuesta turística, o las celebraciones de fin de semana.

Por el contrario, la oferta de talleres y actividades recreativas, las que apuntan al campo intelectual, físico, psicológico, debían relacionarse y subordinarse a mejorar la calidad de vida. 

Por eso nuestro primer objetivo fue  crear una red de contención que ampare a los asociados. Donde los pares se reconozcan entre ellos, intercambien experiencias vitales y encuentren el apoyo para reencontrarse con sus fortalezas y sus deseos.

Desde ese piso, generar actividades que potencien la creación de los vínculos amistosos, la integración, el reencuentro con vocaciones postergadas, los hábitos de salud, la autoestima,  la imaginación, las capacidades artísticas, la reflexión  y el divertimento.

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada